Mundo digitalizado – Economía digital

Para llegar hasta lo que es la economía digital debemos abordar primero el tema de la gran revolución digital. Estamos atravesando un gran cambio mediante la revolución digital, generando grandes transformaciones de manera clara y profunda en nuestros hábitos, lenguaje, vida e inclusive costumbres, creando así una nueva cultura “la cultura digital”. Se podría decir que para muchas personas sería como un cambio de chip el adaptarse a estos nuevos cambios

Pero para llegar a donde estamos actualmente no fue un gran salto de ayer a hoy el que nos trajo hasta aquí; en la historia hemos pasado por tres grandes revoluciones industriales que hicieron surgir la cuarta, que es la que actualmente está en desarrollo, la digital o sistema ciberfísico. Internet, redes de alta velocidad, computadores personales con gran capacidad y funcionamiento, creación de energías renovables, teléfonos inteligentes con gran variedad de funcionalidades son las principales tecnologías que fueron producidas en las últimas revoluciones, las que sirvieron de soporte para crear a la nueva era digital que está encaminada a crear inteligencia artificial, robótica, medios de transporte con tecnología mucho más avanzada a la actual,automatización de procesos cotidianos, fábricas inteligentes, etc.

Esta nueva era trae consigo un gran impacto potencial en los siguientes puntos:

– Trabajo y vida: el mundo laboral debe incursionar cambios drásticos para alinearse a los requerimientos de esta nueva era; esto podría provocar mayor gasto en inversiones tecnológicas, pero a la vez un menor uso de la mano de obra humana. Se estima que gran parte de las profesiones en 20 años sean reemplazos por las tecnologías, para evitar o disminuir la probabilidad de que esto suceda sería importante empezar a capacitar a los empleados para que sus conocimientos y desarrollos estén ligados a los posibles cambios que vayan a surgir en el tiempo.

– Modelos de negocio: La nuevas plataformas digitales que están siendo creadas permiten el desarrollo de economías colaborativas donde la confianza y reputación son claves, puede ofrecer a personas y sectores habitualmente no vinculados a las tecnologías la posibilidad de beneficiarse del mundo conectado, logrando un aumento en sus oportunidades de negocios, su rentabilidad y su calidad de vida. Las plataformas colaborativas permiten a las micro o medianas empresas que sus productos o servicios sean publicados generando mayor alcance de clientes, así mismo genera una facilidad al usuario al momento de la búsqueda ya que mediante el sistema digital de valoración y de segmentación, pueden encontrar la oferta que más se adecue a su preferencia, de forma inmediata, comprobable y segura.

La digitalización ya está implementada en gran parte del mundo; acorde a estadísticas realizadas por el Banco Mundial la economía digital ya representa un 15% del PIB Mundial, se estima que este porcentaje llegue al 25% en menos de una década.

Acorde a grandes profesionales y expertos, los gobiernos de América Latina y el Caribe deben reconocer que la transformación digital no es una opción y que es hora de actuar. Preparar a sus comunidades para los nuevos empleos que surgen con este cambio, mejorar la industria y educación; si actúan a tiempo probablemente no serán grandes las consecuencias que podrían sufrir a largo plazo.

Para lograr que la economía digital funcione como tal, se debe garantizar que todos los países cuenten con una buena conectividad, la cual deberá tener alcance suficiente para llegar a todos los lugares y comunidades, también sería difícil lograr una economía digital sustentable sin las aplicaciones de políticas públicas para poder asegurar e implementar estas nuevas infraestructuras necesarias para la calidad de conectividad que se busca.

Vivimos en un entorno donde tanto la sociedad como la tecnología evolucionan a pasos agigantados y las pequeñas y/o grandes empresas luchan constantemente para adaptarse a estos cambios, inclusive actualmente las compañías invierten más en la transformación digital, ya no enfocan toda su inversión en captar más clientes, generar mayor demanda o nuevos locales.

Paraguay se encuentra entre uno de los países con peor conectividad, menor uso de tecnologías personales y laborales; pero no obstante está en crecimiento para alcanzar o superar a algunos países, no estamos muy lejos de que esto pueda ser realidad; vivir en un Paraguay con total transformación digital esta más cerca de lo esperado.

Actualmente existe un proyecto liderado por el Ministerio de Tecnologías de la Información y Comunicación denominado “Transformación Digital”; el objetivo de este proyecto es posicionar a Paraguay como un país más competitivo a nivel global, mediante la transformación digital. En términos resumidos buscarán una mejor conectividad a través de la conexión por cables submarinos de fibra óptica, que el Gobierno como tal se digitalice a fin de brindar atención de calidad y especializada a los ciudadanos y generar un país con mayor ventaja competitiva a nivel global.

La crisis actual del Coronavirus es una oportunidad para impulsar la economía digital. Como muchos otros cambios que trajo a nuestros hábitos esta pandemia, también se suma el uso del e-commerce, interacciones a través de canales digitales, banca electrónica, homeoffice, enseñanza y trabajos a través de medios tecnológicos; todo lo citado anteriormente ya existía, sólo que nunca fueron utilizados en su totalidad. Ahora gran parte de la población mundial se vio obligado a utilizar todos estos recursos que anteriormente fueron dejados de lado. Probablemente finalizada la pandemia algunos volverán a sus usos anteriores, pero puedo asegurar que para muchos, el cambio ya se volverá un hábito, principalmente para evitar el riesgo de contagio y por la practicidad que trae la tecnología a sus vidas.

La situación global que estamos atravesando generó un gran enfoque en el poder de lo digital, sin la implementación de todas estas herramientas digitales que existen actualmente, no íbamos a poder continuar con nuestra vida, muchos negocios pudieron continuar operando gracias a esto.

Debemos reconocer que cada cambio que se introduce a nuestra sociedad, usualmente es para bien, y en este caso podemos decir que realmente trae más ventajas y facilidades a nuestras vidas (ahorrar ciertos costos, accesibilidad de información, mayor alcance de negocios y estudios, más eficiencia, etc.) que desventajas (posible perdida de empleo, menor interacción directa entre personas, menor accesibilidad a personas con baja calidad de vida). Es claro que no siempre todo podrá salir como lo esperamos, por eso hay que ser consientes del uso de las tecnologías para sacar el mayor provecho de estas en nuestra vidas.

 “Temo el día que la tecnología sobrepase la humanidad, entonces el mundo solamente tendrá una generación de idiotas” Albert Einstein.

Sería importante aplicar la enseñanza de la tecnología desde el inicio de la educación de los niños, para que ellos a futuro manejen de manera correcta y eficiente e inclusive ser la siguiente generación que puedan potenciar y/o desarrollar nuevas tecnologías, de igual forma a medida que vamos evolucionando con el mundo de la tecnología todas las personas deberían conocer e interiorizarse de su uso, así que jóvenes y adultos también deberán ser autodidacticos para ir adaptandose a los nuevos cambios que irán surgiendo con el pasar del tiempo.

Más Publicaciones

La Interpretación Contractual, 9/11 & la Pregunta de los Billones

Un contrato, un acto jurídico bilateral que busca crear, modificar, conservar, transferir, extinguir derechos de carácter patrimonial es, al fin y al cabo, una promesa que la ley respaldará. Ahora bien, ¿qué significa este contrato? ¿cómo lo interpreto?¿cómo lo interpreta la ley en caso de conflicto?

Ganadores y perdedores del COVID-19

La pandemia en la cual nos enfrentamos actualmente no solo nos afecta en la salud y en el bienestar de la población sino también nos afecta en nuestro día a día, en las rutinas que antes realizábamos, en el trabajo y en la vida social..

Electricidad: Datos para el debate

La desmonopolización del mercado de energía eléctrica, gerenciada y prestada por empresas pertenecientes al Estado, ya se ha dado en prácticamente toda Latinoamérica y el Caribe, exceptuando los casos de Venezuela, Paraguay, Honduras, Puerto Rico, Cuba y Uruguay1 en los que aún persiste un monopolio puro.

Asociate

La Sociedad de Derecho y Economía de la Universidad Católica es una organización universitaria que nuclea a estudiantes de derecho y de ciencias económicas, de todas las sedes de la Universidad Católica del Paraguay, con el objeto de constituirse en un espacio de estudio e investigación sobre las novedades científicas de la vinculación de lo económico con lo jurídico, y crear una red de estudiantes y futuros profesionales que aspiran a la modernización de la actividad económica en el Paraguay..

Sociedad De Derecho Y Economía Ⓒ 2020 - Todos los Derechos Reservados